Tratamiento

En la actualidad, existen dos vías de tratamiento que si actúan de forma conjunta muestran resultados estadísticamente significativos. Por un lado, existe el tratamiento Farmacológico, que consiste, básicamente, en la administración de fármacos que han demostrado eficacia en ralentizar la evolución de la enfermedad y paliar algunos síntomas asociados.
Por otra parte, se están realizando grandes esfuerzos en fomentar las llamadas «terapias blandas» o «no farmacológicas» (estimulación de las capacidades cognitivas, entrenamiento en memoria, intervenciones conductuales para el mantenimiento en habilidades de la vida diaria, intervenciones psicosociales), las cuales tienen el efecto de enlentecer el deterioro cognitivo al mismo tiempo que potencian el efecto de los fármacos.

tratamiento